La nueva era del preservativo

Sí, los preservativos han evolucionado, ahora tienen sabores, lubricantes con efecto frío y calor, e incluso retardantes. También han adaptado su forma para que sean más cómodos e incluso los hay con aplicador, para que la excusa de “es que no sé ponérmelo” sea lo único que nos dejemos en casa. Lo que no había evolucionado, hasta ahora, en el mundo del preservativo, era el material con el que estaban hechos. Lo dicho, hasta ahora.

HEX™ de LELO ha rediseñado la estructura del condón. Existe una razón por la que los panales de abejas tienen la forma que tienen. La Naturaleza es sabia, las libélulas lo saben, Fibonacci lo sabía, y en LELO también lo saben:
los hexágonos son fuertes, simétricos, regulares y forman teselados perfectos para combinar ligereza y resistencia.

Así, imitando esta idea, estos nuevos preservativos, con su estructura de 350 hexágonos interconectados,  permiten transmitir el calor corporal para obtener mayor sensibilidad y deleitarse con el acto sexual. Además, con un exterior perfectamente alisado y su textura interior, la red hexagonal interna se constriñe y expande para ajustarse a la mayoría de las formas, de manera segura.

Algunos de sus puntos fuertes son:

RESISTENCIA

La estructura de HEX™ está inspirada en la ligereza y resistencia del grafeno

SENSACIÓN

Estructura interior con relieve que minimiza el deslizamiento y maximiza las sensaciones

INTIMIDAD

Láminas interiores ultra-finas y flexibles que se adaptan a todas las formas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *