Iker Galartza “se enamora” en un cementerio

La nueva función del actor de comedia Iker Galartza, El tipo de la tumba de al lado, narra una historia cruelmente real en que dos personas con pocas posibilidades en el mundo actual se enamoran y hacen de su sueño una realidad. Entre risas inevitables, el público acompaña al “tipo de la tumba de al lado” durante 80 minutos que se pasan en un suspiro.

Sara Niño

Junto a Iker Galartza, Aitziber Garmendia interpreta a la misteriosa mujer que, semana tras semana, se sienta en la tumba de al lado de la de la madre de nuestro protagonista.

El pasado viernes, 6 de mayo, se estrenó El tipo de la tumba de al lado en el Teatro Quevedo de Madrid, que resucitará “al tipo de la tumba de al lado” los viernes a las 20:30 horas y los sábados y domingos a las 19 horas.

Benny es un granjero dedicado en cuerpo y alma a sus tierras y su ganado; su búsqueda del amor se limita, pues, a su vaca más preciada y… a las visitas semanales a la tumba de su madre.

En la tumba de al lado, una chica “pálida”, como Benny la define, y algo rara a ojos de este rústico hombre se sienta a escribir… Intrigante cuanto menos para nuestro protagonista pero, también, impactante, ya que ve que algunos sentimientos florecen en su corazón y que, sin duda, no verá nunca recompensados. ¿O sí?

Desirée Wallin es viuda, tiene 35 años, y trabaja en una biblioteca, de ahí su pasión por escribir… sentada en la tumba de su marido, fallecido en un accidente hace dos años. Sin embargo, su paz se ve perturbada por el fuerte olor que desprende un hombre muy rudo que, cada día, lleva flores (horribles, a juzgar por la joven viuda) a la tumba de al lado. Hasta que sus miradas se cruzan. ¿Podrán estos dos caracteres tan opuestos encajar cual piezas de puzle? 

Una interpretación magistral de ambos actores, aunque llevada a lo máximo por Iker Galartza y su dilatada experiencia. Una historia con la que cualquiera se puede sentir identificado y que, además de reír (obviamente) tiene la intención de hacernos pensar que aquello de “los polos opuestos se atraen” es verdad.

La Nota: 9´5

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *