Escapadas rurales “a golpe de remo”

Hacer piragüismo es de esas actividades que van más allá del deporte: son son escapadas rurales para disfrutar del agua -a veces más tranquilo, a veces más agitado- así como de la naturaleza que nos rodea. Las Hoces del Duratón, el Río Genil o el Gállego son algunos de los emplazamientos que nos recomienda Escapadarural, para comenzar las vacaciones a golpe de remo.

Redacción

De Hoces a Hoces…

Las Hoces del Duratón, en Segovia, poseen una rica flora y fauna, que envuelve la travesía a lo largo de un canal desde el que contemplar las altas paredes verticales -de casi 100 metros de altura-.

Por su parte, las Hoces del Cabriel se divide en tres tramos, todos navegables -aunque a diferente ritmo-. Para descansar y poder continuar al día siguiente, nos alojamos en Casa Lucía.

Ríos: de norte a sur

El Río Gállego ofrece una panorámica espectacular, dentro y fuera del agua. Y es que Escapadarural nos recomienda alojarnos en la Casa Rural Mallata Raspún. Así, seguiremos contemplando el paisaje, aun no practicando piragüismo.

El Río Genil (Málaga) cuenta con dos zonas: una tranquila, hasta Cuevas Bajas; y una más movida, que nace en este punto. Por tanto, los más intrépidos como los más reservados podrán beberse las aguas malagueñas.

Embalse de Valdemurio

Este, ubicado en el Parque Natural Las Ubiñas-La Mesa, luce zonas verdes vírgenes. Para deleitarnos con el paisaje, podemos pasar la noche en Valle de Bueida.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *